Excursión al nevero de Larregoiko

Nevero desde abajo

Esta semana hicimos una excursión a la nevera de Larregoiko, en la sierra de Urbasa. Fuimos con la escuela rural de Abarzuza, que la organizaba. El día anterior y posterior, hubo sol y buena temperatura, pero el día de la visita a la nevera, hizo un día invernal, en pleno junio. Pudimos imaginar los fríos días de antaño en que la gente de la zona iba a trabajar la nieve.

Ha sido un descubrimiento saber que en el pasado había posibilidad de disponer de hielo en las casas, y también ver el trabajo que suponía. Parece que aprovechaban algún hueco natural en las rocas para hacer el nevero.

Previamente cubrían el fondo con un enramado para evitar que la nieve se derritiera. Después hacían grandes bolas arrastrando la nieve de las laderas que rodeaban el nevero e iban depositándola  por capas. Aplastaban la primera capa con pisones, luego colocaban una capa de hojas de haya, después otra capa de nieve, y así sucesivamente. Al estar compacta, la cortaban en bloques, y la cargaban en cestos hasta llegar a la entrada del nevero donde los cargaban sobre los machos. Caminaban durante kilómetros para hacerlos llegar a los pueblos donde se vendían. Parece que se usaba para hacer refrescos y también tenía usos medicinales.

2014-06-04 10.30.31

Nevero desde arriba

Nuestros antepasados

Me encanta que la gente de antaño sabía prácticamente de todo lo necesario para vivir. Mi madre me cuenta que en su casa hacían: el pan, la ropa, la miel, criaban animales y hacían la matanza, cultivaban la tierra…  A pesar de algunas carencias, tenían habilidad para disponer casi de todo. Conocían el proceso completo de elaboración de una prenda, desde cultivar el lino, hilarlo, tejerlo y confeccionar la ropa. También conservaban la carne, salándola o ahumandola, o  hacían embutidos y los secaban cerca del fogón.

Admiro su trabajo. Y ahora estamos tan especializados… que al lado de mis antepasados me siento ignorante. Pero reconozco que en el pueblo he conectado con esa filosofía, y me animo a cortar el pelo a la familia, coser con retales reciclados… Lo último ha sido poner un par de cajas en el bosque con unas inquilinas que fabrican miel. Os lo cuento en el próximo artículo.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s